Hotel Estelar La Fontana: el Privilegio de la Tranquilidad

SHARE


La tranquilidad es un privilegio difícil de obtener. Los espacios delicados y sutiles son una rareza en el día a día. ¿Quién diría que un hotel en la mitad del trancón vespertino daría cuenta de eso?

El Hotel Estelar La Fontana parece una fortaleza. Catorce paredes enladrilladas protegen lujos como sus restaurantes, sus salones con candelabros, sus cafés al aire libre, su enorme torre blanca con un reloj en lo más alto, y su silencio. Es un espacio clásico, con una plaza europea que sirve de marco para una fuente que corre todo el día. La plaza está rodeada de columnas, con banderines y enredaderas que disimulan los detalles minúsculos, como las decenas de plantas que cuelgan de los balcones.

Cuando entras a esas catorce paredes todo cambia. Después de caminar por la plaza, al dirigirte a tu habitación, debes entrar a una torre, desde cuya vista puedes continuar apreciando todos los pequeños detalles. Claro que no puedes pasar mucho tiempo en tu cuarto, te esperan los restaurantes de La Fontana: Los Arcos, el Café Colombia y el Bar Glasgow. Cada uno tiene algo especial.

En Los Arcos encuentras una carta especialmente variada en un espacio con detalles clásicos: toques de madera y, tal como su nombre lo dice, arcos en una pared completa del restaurante. La comida va desde entradas frías y calientes como un ceviche de pescado caribeño o un encocado de camarones, sopas con un toque tradicional como una sopa de papa criolla o un capuchino de habas con langostinos, hasta platos fuertes como los langostinos bombay, el solomillo con aceite de trufa o un magré de pato con duraznos. Los Arcos tiene una carta extensa y para todos los gustos, desde lo más tradicional hasta lo “fusión”. Es un lugar para venir una y otra vez.

El Café Colombia es un pequeño espacio cálido con una gran capuccinera dorada. Con música de fondo, arte colorido y una barra clásica, el café es el espacio para que pidas uno de los tantos jugos naturales que ofrecen o un capuccino con una espuma y leas un libro. En el café encuentras a familias, parejas, ejecutivos; todos en el ambiente para disfrutar de la tranquilidad de La Fontana. También, si buscas estar al aire libre, puedes sentarte en una de las mesas afuera del café.

Y el Bar Glasgow es la mezcla perfecta de comodidad y sofisticación. Desde afuera puedes ver una luz tenue, una barra de madera y amplios asientos de cuero. Para una comida de bar con una cerveza o algo más sofisticado como un whiskey o un vino, Glasgow es el lugar perfecto.

Después puedes pasar un rato en la terraza, una desde donde puedes admirar las montañas alrededor, cubiertas de luces. Mientras estás ahí, puedes ver al personal del hotel caminando de un lado a otro. El ambiente que se crea en la noche es, sin duda, romántico. La Fontana es una ciudadela que pocos tienen el placer de conocer y caminar dentro de ella; es impresionante. Con la mirada siempre sobre la siguiente esquina, será inevitable descubrir, a cada momento, uno de los rincones del hotel: los cafés, los pasillos, las cinco sillas escondidas bajo una gran enredadera–todo lo que quieres ver con alguien presente a tu lado.

Tras una comida, un café o un vino en el bar, tienes la opción de conocer una de las exeriencias del hotel: fresas, una botella de vino y un masaje. Detalles ideales para cerrar una noche romántica, tranquila, y un privilegio que encuentras solo en el Hotel Estelar La Fontana.

Hotel Estelar La Fontana

1510 Calle 127 Bogotá Cundinamarca

+57 1 6088080

Get Directions
[gmw_results]

Our writers' favourites

X
- Enter Your Location -
- or -