Restaurantes en Bogotá: el Legendario Andrés Carne de Res

SHARE


Pocos destinos están tan identificados con un solo restaurante, como sucede con nuestra capital y el legendario Andrés Carne de Res. La fama es merecida: mucho antes de que la internet fuera la versión amplificada de la recomendación boca a boca, los visitantes que venían buscando buenos restaurantes en Bogotá y que pasaban por Chía, ya comentaban, apasionados y un poco confundidos sobre ese sitio tan raro que, en pocas palabras, es la encarnación de nuestra famosa rumba.

En realidad el título de “restaurante” no le hace justicia a todo lo que significa una visita a Andrés, para empezar porque su tamaño y cantidad de empleados (6,000 metros cuadrados y cerca de 800 trabajadores) lo ponen más cerca de la categoría de pequeña ciudad que de “lugar para comer”. Además, a pesar de haber sido reconocido en 2013 como uno de los mejores 50 restaurantes de América Latina–se le suma el mérito de ser uno de solo tres restaurantes bogotanos dentro de la lista–aquí uno viene por sobre todas las cosas a pasarla rico, a dejarse llevar por el ambiente, a bailar y disfrutar de lo que, seguramente, se convertirá en una de esas noches de las que seguirás hablando durante mucho tiempo. Ese es el sentir de muchos después de visitarlo.

Pero, ¿qué es lo que hace de Andrés Carne de Res un lugar tan único que hasta las agencias de viajes lo presentan como un imperdible de la ciudad?. Te cuento un poco de toda la magia que envuelve a este lugar.

Lo primero que va a llamar tu atención es su inconfundible estética saturada de antigüedades, imágenes religiosas, luces y cuanto cachivache reciclado te puedas imaginar, incluida una cantidad sorprendente de tacones de zapatos para mujer, los objetos que más abundan sobre los pisos en la mañana posterior a una noche “andresiana” de fin de semana; si las eventuales cenicientas no regresan por su calzado, este pasa a convertirse orgánicamente en parte de la decoración.

Notarás también que a tu mesa llegan dos meseros, un hombre y una mujer particularmente atractivos y con sonrisas hasta contagiosas, que la carta no es una carta sino una revista de 63 páginas diseñada tan detalladamente como el lugar; notas, mientras te dejas llevar por la música–igual de ecléctica que la decoración–, que en la mesa de al lado hay una reina de belleza y que un poco más allá está el cantante latino de moda que hace unas pocas horas estaba dando un concierto en el estadio y ahora está tomándose unos traguitos para relajarse.

Las noches de Andrés son una contradicción: son a la vez un destilado y un exceso de lo mejor de este país fiestero. Y Andrés es un sitio casi mítico que atrae a extranjeros y locales, rockeros y salseros, jóvenes y no tan jóvenes. Es un lugar tan contradictorio, de hecho, que muchas veces la única forma en que se puede (casi) definir es reconociendo que es indefinible. Es mucho más que una discoteca y mucho más que un restaurante más en Bogotá; es un lugar que tienes que visitar porque la única definición correcta es la que tú le das.

La experiencia en Andrés es, definitivamente, un recuerdo exclusivo. Por tal razón, disfruta de la mejor comida que el restaurante te ofrece y llévate exquisitos recuerdos de los restaurantes en Bogotá.

Andrés Carne de Res

1221 Calle 82 Bogotá Bogotá 110221

+57 1 8637880

Get Directions
[gmw_results]

Our writers' favourites

X
- Enter Your Location -
- or -